Seis agentes navarros, seleccionados por la Eurorregión para impulsar proyectos de Economía del Conocimiento

Con un importe total de 400.000 euros, los proyectos abarcan sectores tan diversos como el agroalimentario, la biosalud, aeronáutica y aeroespacial, y la fabricación avanzada y la automoción
23 de diciembre de 2021

El Comité Ejecutivo de la Eurorregión  ha aprobado la concesión de ayudas a seis proyectos en los que participan agentes navarros, dentro de la convocatoria de proyectos Nueva-Aquitania-Euskadi-Navarra "Economía del Conocimiento" 2021, dotada con 400.000 euros.

El objetivo de la convocatoria anual es concentrar sus recursos financieros en estos sectores clave y financiar colaboraciones estratégicas eurorregionales, de manera que los distintos actores colaboren, encuentren complementariedades, y alcancen un cierto grado de "masa crítica" a escala eurorregional para crear sinergias y afrontar juntos nuevos retos.

Los proyectos seleccionados se desarrollarán en diversos sectores: tres de ellos en el ámbito de la "aeronáutica, el sector aeroespacial, la fabricación avanzada y la automoción”, dos en el ámbito de la "salud/biosalud” y un proyecto en el ámbito de la "agricultura, industria agroalimentaria”.

En el sector "Fabricación avanzada - Aeroespacial - Aeronáutica", la Eurorregión ha decidido apoyar 3 proyectos:

  • El proyecto COGNIROB pretende mejorar la fabricación de piezas de composite para la industria aeronáutica mediante una solución robótica. Es la continuación de los proyectos Txipirentsi 1 y 2. Esta iniciativa está liderada por Aldakin Automation S.L (Navarra), ESTIA (Nueva Aquitania), Dassault Aviation (Nueva Aquitania), Ideko S. COOP (Euskadi), y recibe una subvención de 74.250 euros.
  • El proyecto ADIBETON propone desarrollar una tecnología que permita integrar diferentes funciones durante el proceso de diseño de una pieza prefabricada de hormigón (colocación de sensores, actuadores, iluminación, recarga capacitiva, zonas táctiles, etc.) y, a partir de este diseño, generar un circuito flexible capaz de alimentar, conectar y enviar datos que puedan ser analizados a distancia. Está liderado por Materialight (Navarra), OriDev (Nueva Aquitania), Mugaroa (Navarra) y Tecnalia (Euskadi) y obtiene una subvención de 60.922 euros.
  • El proyecto LNA250-RUN3 pretende mejorar, mediante fabricación aditiva, la sensibilidad de un dispositivo denominado amplificador de bajo ruido (LMA), que amplifica señales de muy bajo nivel, y que podría encontrar una aplicación en múltiples campos (5G y 6G, sector sanitario, automoción). Liderado por CEIT (Euskadi), UPNA (Navarra), ESTIA Addimadour (Nueva Aquitania), LISI Aerospace Additive Manufacturing (Nueva Aquitania) obtiene una subvención de 56.387,33 euros.

En el ámbito de la agricultura y la industria agroalimentaria, se ha seleccionado el proyecto RECYCLEPOLYWASTE, liderado por la Universidad Pública de Navarra, la UPV / EHU (Euskadi) y el CNRS (Nueva Aquitania). El proyecto, que recibirá 73.576,8 euros, se centrará en la recuperación y reciclaje en membranas poliméricas de micro-nanofibras dopadas con dióxido de titanio de los residuos plásticos producidos por la agricultura y la ganadería, utilizando una tecnología avanzada de fabricación por electrospinning, para obtener un producto de alto valor añadido con diferentes usos finales posibles.

En el ámbito de la salud, se subvencionarán 2 proyectos:

  • La Eurorregión concede 73.500 euros al proyecto Xsleeve, liderado por Deflastrat SL (Euskadi), Vidorreta Design (Navarra), Olaberria (Nueva Aquitania) y NavarraBiomed (Navarra). Este proyecto pretende desarrollar una funda desechable para cistoscopios y endoscopios que cubra el instrumento y su canal de trabajo para aumentar la seguridad y evitar la contaminación del instrumento durante los procedimientos del tracto urinario.
  • ECLiCARE, presentado por BCMaterials (Euskadi), la Universidad de Burdeos (Nueva Aquitania) y la Universidad Pública de Navarra, recibirá 60.306,26 euros. Esta colaboración está orientada al desarrollo de nuevos productos y servicios basados en dispositivos de diagnóstico personalizado para las personas mayores, apoyados en tecnologías de la información como la inteligencia artificial, el Big Data y las comunicaciones. El proyecto explorará la capacidad de los teléfonos inteligentes como plataforma instrumental para las pruebas de diagnóstico molecular basadas en ECL.