(ir al contenido)

Logotipo navarra.es

Castellano | Euskara | Français | English

¡Utilice el buscador!

 Imagen decorativa
Trayectoria

Herramientas para el contenido

Compártelo

  • Meneame
  • Delicious
  • Google
  • Facebook

       

La creación de un museo etnográfico de Navarra es un proyecto de larga trayectoria, que comenzó a gestarse en la década de los años 60 del siglo XX, cuando la Diputación Foral empezó el acopio de objetos de interés etnográfico, gracias al impulso director de Julio Caro Baroja, constituyendo una primera colección de aperos agrícolas procedentes de los caseríos del Bidasoa.

Durante los años 70 y 80, fue haciéndose con algunas piezas singulares, como la carpintería de tracción animal de Azuelo y otros talleres artesanales, localizados gracias a la labor entusiasta de Francisco Javier Beúnza Arboniés y otros colaboradores. Por entonces, se barajaba la idea de ubicar el Museo Etnológico en el palacio del Príncipe de Viana, en Sangüesa.

                                                 Colección de amuletos

Esta larga etapa inicial culmina con la creación en 1994 del Museo Etnológico de Navarra, al que en 1995 se acuerda dar el nombre de "Julio Caro Baroja", en honor de su más ilustre impulsor. En ese momento, la sede elegida para ubicar el museo fue el monasterio de Santa María la Real de Iratxe.

Desde el año 2007 el Museo ocupa un almacén en Estella mientras se desarrolla el proyecto de ubicación definitivo.

Los objetivos de esta institución son:

Gobierno de Navarra

Contacte con nosotros | Accesibilidad | Aviso legal | Mapa web