¿Cómo actuar ante el incumplimiento de un contrato de transporte?

Intentar el acuerdo con la empresa

Ante el incumplimiento de un contrato, debemos intentar primero dirimir la controversia  directamente con la empresa o profesional, por escrito, solicitando la solución o reparación en una carta de reclamaciones  en la que justificarás razonadamente tu demanda y, de haberse producido,  tasarás las pérdidas.   

Acudir a la Junta Arbitral de Transportes

Si pasados 30 días no recibimos respuesta de la empresa o ésta no nos satisface,  sería deseable que, antes de acudir a la vía judicial, ambas partes acordaran dirimir la disputa acudiendo  a la Junta Arbitral del Transporte de Navarra, que no precisa la asistencia de abogado ni procurador. Además, el coste del  arbitraje es gratuito, sin perjuicio de la obligatoriedad de satisfacer los gastos generados por la práctica de pruebas.

Cabe señalar que, de no pactarse lo contrario, antes del inicio del transporte o de la celebración del contrato, la Junta Arbitral tiene la competencia exclusiva en la resolución de controversias, cuando la cuantía económica involucrada no exceda de15.000 euros. Si la cuantía de la reclamación supera esta cantidad, es preciso que ambas partes acepten previamente la sumisión a la Junta.

No obstante, si la empresa o profesional contra quien se reclama no aceptara este arbitraje,  la parte afectada puede iniciar unilateralmente las actuaciones arbitrales de la Junta mediante un escrito firmado. Se debe exponer en él los hechos que justifican la reclamación, especificando su contenido, tasando tus pérdidas  y presentando y proponiendo las pruebas que se estime pertinentes.

Actuaciones de la Junta Arbitral

La Junta remitirá una copia de la reclamación a la parte contra la que se reclama, señalándole en ese mismo escrito la fecha para la vista, que también será comunicada a la parte afectada.

En la vista, que será oral, las partes podrán alegar lo que les convenga y aportar o proponer las pruebas que estimen necesarias.

La Junta dictará su laudo en esa misma sesión, una vez oídas las partes y practicadas o recibidas las pruebas que resulten pertinentes, salvo que la naturaleza de las pruebas impida su realización en ese mismo acto, en cuyo caso el laudo se dictará una vez que se hayan practicado éstas.

El laudo se acordará por mayoría simple de los miembros de la Junta, dirimiendo los empates el voto de calidad del Presidente. 

Especificaciones

  • Aunque la parte reclamada no asistiera, ello no impedirá la celebración de la vista y el dictado del laudo.
  • Contra los laudos de la Junta cabe únicamente recurso de anulación y de revisión por las causas específicas previstas en ésta. Transcurridos diez días desde que fuera dictado el laudo, podrá obtenerse su ejecución forzosa ante el Juez de Primera Instancia.
  • En los transportes de viajeros por carretera en vehículos de turismo o en autobús, donde se contrata por asiento, y en los transportes de viajeros por ferrocarril o por cable, también con contratación por asiento, existen contratos-tipo o condiciones generales de contratación aprobados por la Administración, cuyas cláusulas se aplicarán con carácter imperativo.

Junta Arbitral de Transportes de Navarra

 

La Junta Arbitral de Transportes de Navarra resuelve controversias mercantiles surgidas en relación con el incumplimiento de contratos de transporte terrestre y de sus actividades auxiliares y complementarias.

Sus actividades principales son:

  • La resolución de las reclamaciones presentadas en relación con los transportes terrestres y sus actividades auxiliares y complementarias de mercancías y viajeros. 
  • La resolución de las reclamaciones presentadas por conflictos surgidos en el transporte de mercancías y de viajeros. 
  • Actuar como depositarios en los supuestos legalmente previstos y realizar, en su caso, la enajenación de las mercancías no retiradas que corrieran riesgo de perderse o cuyos portes no hayan sido pagados. 
  • Realizar funciones de peritación sobre mercancías transportadas.

Es decir, su cometido es ofrecer información y dictámenes sobre las condiciones de cumplimiento de los contratos de transporte terrestre y de actividades auxiliares y complementarias del transporte.
La Junta Arbitral de Transportes de Navarra tiene competencia territorial cuando el  lugar de origen o de destino del transporte de que se trate, o el lugar de celebración del contrato, esté dentro del territorio de la Comunidad Foral. 

Normativa relacionada:

Decreto Foral 511/1991, de 18 de noviembre, por el que se constituye la Junta Arbitral del Transporte de la Comunidad Foral de Navarra. 

Ante el incumplimiento de un contrato, debemos intentar primero dirimir la controversia  directamente con la empresa o profesional, por escrito, solicitando la solución o reparación en una carta de reclamaciones  en la que justificarás razonadamente tu demanda y, de haberse producido,  tasarás las pérdidas.   

Si pasados 30 días no recibimos respuesta de la empresa o ésta no nos satisface,  sería deseable que, antes de acudir a la vía judicial, ambas partes acordaran dirimir la disputa acudiendo  a la Junta Arbitral del Transporte de Navarra, que no precisa la asistencia de abogado ni procurador. Además, el coste del  arbitraje es gratuito, sin perjuicio de la obligatoriedad de satisfacer los gastos generados por la práctica de pruebas.

Cabe señalar que, de no pactarse lo contrario, antes del inicio del transporte o de la celebración del contrato, la Junta Arbitral tiene la competencia exclusiva en la resolución de controversias, cuando la cuantía económica involucrada no exceda de15.000 euros. Si la cuantía de la reclamación supera esta cantidad, es preciso que ambas partes acepten previamente la sumisión a la Junta.

No obstante, si la empresa o profesional contra quien se reclama no aceptara este arbitraje,  la parte afectada puede iniciar unilateralmente las actuaciones arbitrales de la Junta mediante un escrito firmado. Se debe exponer en él los hechos que justifican la reclamación, especificando su contenido, tasando tus pérdidas  y presentando y proponiendo las pruebas que se estime pertinentes.

La Junta remitirá una copia de la reclamación a la parte contra la que se reclama, señalándole en ese mismo escrito la fecha para la vista, que también será comunicada a la parte afectada.

En la vista, que será oral, las partes podrán alegar lo que les convenga y aportar o proponer las pruebas que estimen necesarias.

La Junta dictará su laudo en esa misma sesión, una vez oídas las partes y practicadas o recibidas las pruebas que resulten pertinentes, salvo que la naturaleza de las pruebas impida su realización en ese mismo acto, en cuyo caso el laudo se dictará una vez que se hayan practicado éstas.

El laudo se acordará por mayoría simple de los miembros de la Junta, dirimiendo los empates el voto de calidad del Presidente. 

  • Aunque la parte reclamada no asistiera, ello no impedirá la celebración de la vista y el dictado del laudo.
  • Contra los laudos de la Junta cabe únicamente recurso de anulación y de revisión por las causas específicas previstas en ésta. Transcurridos diez días desde que fuera dictado el laudo, podrá obtenerse su ejecución forzosa ante el Juez de Primera Instancia.
  • En los transportes de viajeros por carretera en vehículos de turismo o en autobús, donde se contrata por asiento, y en los transportes de viajeros por ferrocarril o por cable, también con contratación por asiento, existen contratos-tipo o condiciones generales de contratación aprobados por la Administración, cuyas cláusulas se aplicarán con carácter imperativo.

Junta Arbitral de Transportes de Navarra

 

La Junta Arbitral de Transportes de Navarra resuelve controversias mercantiles surgidas en relación con el incumplimiento de contratos de transporte terrestre y de sus actividades auxiliares y complementarias.

Sus actividades principales son:

  • La resolución de las reclamaciones presentadas en relación con los transportes terrestres y sus actividades auxiliares y complementarias de mercancías y viajeros. 
  • La resolución de las reclamaciones presentadas por conflictos surgidos en el transporte de mercancías y de viajeros. 
  • Actuar como depositarios en los supuestos legalmente previstos y realizar, en su caso, la enajenación de las mercancías no retiradas que corrieran riesgo de perderse o cuyos portes no hayan sido pagados. 
  • Realizar funciones de peritación sobre mercancías transportadas.

Es decir, su cometido es ofrecer información y dictámenes sobre las condiciones de cumplimiento de los contratos de transporte terrestre y de actividades auxiliares y complementarias del transporte.
La Junta Arbitral de Transportes de Navarra tiene competencia territorial cuando el  lugar de origen o de destino del transporte de que se trate, o el lugar de celebración del contrato, esté dentro del territorio de la Comunidad Foral. 

Normativa relacionada:

Decreto Foral 511/1991, de 18 de noviembre, por el que se constituye la Junta Arbitral del Transporte de la Comunidad Foral de Navarra.