Las obras de la nueva pasarela peatonal y ciclable de Huarte, que conectará la zona residencial de Itaroa con el área comercial, comenzarán en noviembre

Obras Públicas ha adjudicado los trabajos a la empresa Guillén Obras y Proyectos S.L por 585.900,22 euros
18 de octubre de 2021
Recreación del proyecto de pasarela en Itaroa.
camera_alt Recreación del proyecto de pasarela en Itaroa.  Descargar imagen collections Ver galería de imágenes

Las obras de la nueva pasarela peatonal y ciclable de Huarte / Uharte, que conectará la zona residencial de Itaroa con el área comercial, comenzarán en noviembre. El Departamento de Cohesión Territorial, a través de la Dirección General de Obras Públicas e Infraestructuras, ha adjudicado los trabajos a la empresa Guillén Obras y Proyectos S.L por 585.900,22 euros (IVA incluido).

Las obras de construcción de la nueva pasarela, que tendrá una longitud de 48 metros y una anchura de 3 metros, también contempla la ejecución de un itinerario peatonal y ciclista contiguo a la rotonda de intersección de la Ronda Este con la NA-150 (Pamplona / Iruña – Aoiz / Agoitz - Lumbier).

El nuevo camino peatonal y ciclista permitirá la comunicación entre los viarios existentes en ambos márgenes de la carretera, estableciendo continuidad entre ellos. Se iniciará en la margen derecha, en el paseo existente paralelo a las viviendas de la urbanización Itaroa y la carretera NA-150. Continuará sobre la pasarela y sus accesos, y desembarcará en un tramo de camino pavimentado de nueva construcción, de 49 metros de longitud, que conduce a un paso de peatones que atraviesa el vial que rodea al centro comercial, terminando el recorrido en la acera del edificio.

En lo que respecta a la pasarela, estará formada por una estructura metálica de 48 metros de longitud y 3 metros de anchura entre pasamanos. La infraestructura salvará el desnivel existente entre ambos márgenes, dado que en el derecho el acceso a la pasarela se situará al nivel de la urbanización y en el izquierdo existen aproximadamente 8 metros de diferencia. Por ello, se dispondrá un cuerpo de hormigón que contendrá los tramos de escaleras y sus descansillos. A este cuerpo irá adosado el conjunto de rampas dispuestas para cumplir la normativa de accesibilidad. Éstas se han diseñado con una anchura de 2,75 metros, pendiente del 8% y tramos de longitud 8,5 m. Los descansillos tendrán una longitud de 1,5 metros y los rellanos de 3,25 metros. Los tramos de escaleras, de 8 peldaños cada uno, tendrán una anchura de 2,50 metros.