265 menores con sordera han sido derivados por el programa de detección precoz desde su puesta en marcha
La consejera de Derechos Sociales Mª Carmen Maeztu recuerda en el acto de apertura de las V jornadas sobre sordera infantil que esta intervención es una prestación garantizada
Miércoles, 25 de septiembre de 2019
De izquierda a derecha: Ignacio Toni, presidente de Eunate; Begoña Pérez, vicerrectora de Proyección Universitaria Cultura y Divulgación de la Upna; Carmen Maeztu, consejera de Derechos Sociales; María Ángeles Nuin, directora gerente del Instituto de Salud Pública y Laboral de Navarra.

Desde los inicios hasta el día de hoy, el Programa de Detección Precoz de Hipoacusia Neonatal ha derivado en Navarra alrededor de 265 menores con sordera.

Así se ha afirmado en el acto de apertura de las V jornadas de Educación: "Sordera Infantil: Del Diagnóstico Precoz a la Inclusión Educativa. Abordaje Interdisciplinar", en el que ha participado esta tarde la consejera de Derechos Sociales, Mª Carmen Maeztu. Estos actos han sido organizados por la Asociación de Familias de Personas Sordas de Navarra, Eunate, dentro de las actividades programadas por esta entidad con motivo de la conmemoración de la Semana Internacional de las Personas Sordas.

La consejera Maeztu ha recordado, en el trascurso de su intervención, que el Departamento de Derechos Sociales es responsable de la intervención con los y las menores que presentan sordera, desde la detección hasta su incorporación a los centros escolares.

Asimismo, ha señalado que se trata de una prestación garantizada, y un derecho subjetivo dirigido a los y las menores con sordera de Navarra que el departamento asegura.

20 años del Programa de Detección Precoz de Hipoacusia Neonatal en Navarra

Este año se cumplen 20 de la puesta en marcha del Programa de Detección Precoz de Hipoacusia Neonatal en Navarra. Este trabajo supuso el inicio de un modelo muy potente de coordinación entre las distintas administraciones con competencias a lo largo del itinerario que recorren los y las menores con diagnóstico de sordera, y también sus familias. Además, participan los y las profesionales de los departamentos de Salud, Educación y Derechos Sociales.

El modelo se ha consolidado y es hoy referente para trabajadores y trabajadoras, en el ámbito de la intervención en primera infancia.

La consejera ha destacado la relevancia que en estos 20 años han adquirido las entidades del tercer sector, tanto en la intervención directa con menores como, con las familias. En este sentido ha reconocido la labor realizada por Eunate , que también celebra su 20 aniversario.

Asimismo, Maeztu ha recordado los importantes cambios hacia modelos de intervención centrados en los entornos del menor, como la familia y la escuela, que han demostrado ser muy eficaces para garantizar la inclusión educativa y la participación social de estos niños y niñas en el futuro.

Por último, la consejera ha cerrado su discurso en el que ha señalado el interés y apertura desde las administraciones públicas a nuevas investigaciones que proponen la intervención en los casos de hipoacusias unilaterales cuando hay apoyos auditivos (audífonos o implante coclear). En esta línea el Departamento de Derechos Sociales, concretamente desde el Servicio de Atención Temprana, ha emprendido acciones durante el año 2019.